Fotografías del ayer

Textos: Conchita Díaz Rodríguez, Fernando Ollero Pascual, David Benítez Castro
Fotografías: Diego Castro Hurtado, ‘Agudelo’, colección David Benítez Castro

0
1680
  1. Mañana del Viernes Santo de 1959. En la delantera del paso de la Virgen de la Esperanza están Rafael Ariza Aguirre (Ariza ‘El viejo’), trianero nacido en la calle Antillano Campos, con su nieto Rafael. Aquel año fue acompañada por las bandas de música de Infantería de Marina de San Fernando y la de la Oliva de Salteras. Pocos años antes, en 1956 se habían estrenado los respiraderos, obra de Emilio García Armenta. Por aquella época, el chico sacó él solo el paso del Santísimo Cristo de las Tres Caídas de la iglesia de San Jacinto, bajo la atenta mirada de su padre y de su abuelo.

    Foto 1: Diego Castro Hurtado. Colección David Benítez
  2. La Virgen de la Esperanza de la Trinidad por la Avenida de la Constitución en 1956, yendo hacia la plaza de San Francisco, es decir, en sentido inverso a como lo hace en la actualidad. La cofradía trinitaria había pasado al Sábado Santo tras la reforma de la liturgia de la Semana Santa. El palio de tisú blanco bordado en oro, obra del taller de Caro, se estrenó en 1945, siendo pasados los bordados a terciopelo verde en 1984. En la foto lleva manto liso, ya que el blanco bordado fue estrenado al año siguiente, 1957. Fue encargado a Dolores Olivera, el diseño corrió a cargo de Braulio Ruiz Sánchez y fue terminado por Mercedes Plasencia. Las cofradías del Sábado Santo realizaron la carrera oficial desde la plaza Virgen de los Reyes hasta la Campana entre 1956 y 1973. 

    Foto 2: Colección David Benítez
  3. La imagen de Nuestro Padre Jesús de la Victoria el Domingo de Ramos de 1941. Por aquellos años, el Señor tenía corona de espinas y solía ser vestido con mantolín. Va sobre el paso que adquirió la hermandad de la Paz a la de San Isidoro. Este paso fue realizado en 1853, añadiéndosele en 1875 nuevos respiraderos, obra de Eduardo Robles Pardo. Fue reformado a fondo por Francisco Ruiz Rodríguez en 1914. Hasta 1943 no pasó la cofradía por el parque de María Luisa de ida, dando prevalencia la hermandad al paso por delante de la puerta principal de la Capitanía General. Fue en 1956 cuando empezó a realizar un recorrido por el parque similar al actual, al abrirse la puerta que da acceso a la glorieta de Covadonga.

    Foto 3:Colección David Benítez
  4. La cruz de guía de la cofradía de la Esperanza de Triana precedida por sus inconfundibles bocinas por la calle Vázquez de Leca en la mañana del Viernes Santo de 1955. La cruz fue estrenada el año anterior, en 1954, y los paños de bocina en 1926. Vemos a los nazarenos camino de la iglesia de San Jacinto (por aquel entonces aún no se había vuelto a establecer la cofradía en la capilla de los Marineros), tras hacer estación de penitencia en la Real Parroquia de Señora Santa Ana. Esta cofradía tiene la particularidad de ser la única cuyas reglas señalan dos lugares donde debe hacer estación de penitencia. Al fondo de la fotografía, una irreconocible calle Pagés del Corro. Como curiosidad, la casa de la parte izquierda sigue existiendo y en la misma hay un friso en el que aparecen pasajes de la obra de Miguel de Cervantes Saavedra, Don Quijote de la Mancha.

    Foto 4: Agudelo. Colección David Benítez
  5. El paso de palio de la Virgen del Subterráneo saliendo de la iglesia de la Misericordia en los años 60 del pasado siglo. La hermandad se trasladó a dicha iglesia en 1958 y en 1959 se colocó el retablo cerámico que se ve en la fotografía y que fue trasladado a la fachada de la iglesia de los Terceros, cuando la hermandad volvió allí en 1973.

    Foto 5: Colección David Benítez
  6. El paso de Nuestro Padre Jesús de las Penas saliendo por primera vez el Lunes Santo de 1959. La ebanistería fue realizada en los talleres de Carlos Alba, bajo el proyecto y la dirección del escultor Antonio Castillo Lastrucci. El paso fue tallado por Antonio Vega Sánchez. Los faroles fueron diseñados por Cayetano González y ejecutados por el orfebre Manuel Villarreal. Se estrenaban el canasto, los faroles, las figuras de los evangelistas de las esquinas y 18 ángeles querubines con atributos de la pasión. Los faldones, obra del taller de Caro, se estrenarían tres años después, en 1962. En muy pocas ocasiones se apartó del recorrido de ida que todos conocemos: 1924, 1939, 1966, 1988 y 1989 y los años que, por cierre de su sede canónica, se vio obligada a salir desde la parroquia de San Isidoro (1995-2001). Curiosamente, ese año que recoge esta fotografía fue el primero que el Señor salió a los sones de la marcha Jesús de las Penas, compuesta por Antonio Pantión.

    Foto 6: Colección David Benítez
  7. La Virgen de los Ángeles, de la hermandad de los Negritos, saliendo de su capilla el Jueves Santo de 1961. Ese año estrenaba el manto diseñado por Juan Miguel Sánchez y bordado por las hermanas Trinitarias. Como curiosidad, el palio que todos conocemos se estrenó estando la cofradía establecida en la vecina parroquia de San Roque, ya que su sede canónica resultó muy afectada por el desbordamiento del Tamarguillo, que tuvo lugar el 25 de noviembre de aquel 1961, hundiéndose la cubierta de la misma. Fue reconstruida siguiendo el proyecto redactado por J. López Sáez, siendo bendecida el 15 de julio de 1965 por el secretario de cámara y gobierno del arzobispado de Sevilla D. Andrés Galindo. Durante dos años salió la Virgen de los Ángeles bajo un palio liso de cajón. Fue a partir de 1963 cuando fue estrenando ,por fases, el palio actual.

    Foto 7: Colección David Benítez
  8. La cruz de guía de la cofradía de la Hiniesta por la calle Trajano el Domingo de Ramos de 1961. Los nazarenos que acompañaban al Cristo de la Buena Muerte vistieron las túnicas azules de cola que vemos en la foto hasta el año 1962 en el que empezaron a usarse las actuales, es decir, blancas de cola con antifaz de raso azul. La cruz de guía que contemplamos salió hasta 1962, pues al año siguiente se estrenó una en madera tallada por Antonio Izquierdo.

    Foto 8: Colección David Benítez
  9. El paso de misterio del Señor de la Salud y Buen Viaje por la calle Caballerizas. Las imágenes secundarias conservan aún las telas encoladas, siendo transformadas en imágenes de vestir por José Paz en 1961. El paso que vemos es el que adquirió la hermandad de San Esteban a la del Cachorro en 1930, tallado por Antonio Cruz Gómez, y que fue dorado por primera vez en el taller de Olaya y Gobea. El recorrido por Caballerizas lo realizó entre 1947 y 1953. No fue hasta 1965 cuando la cofradía pudo pasar por la calle Águilas en su totalidad, ya que hasta entonces era muy estrecha a la altura de la casa de las Águilas. Llama la atención la ausencia de la imagen del sayón conocido como “Perragorda”, la cual fue suprimida del misterio en 1964, y repuesta en 1980.

    Foto 9: Colección David Benítez

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here